Caminando por Espadán: Sueras – Castillo de Mauz – Organos de Benitandus

Día espléndido, fresquito pero sin viento y con muchas horas por delante para caminar en una ruta sencilla, para todos los públicos con una forma física mínima. En total 15 kms y 750m de desnivel de una ruta circular por la cara norte de nuestra querida Sierra de Espadán

Comenzamos nuestra ruta en el gran parking del pequeño pueblecito de Sueras no sin antes haber tomado un café en el bar de la misma plaza. La ruta comienza en la parte alta del pueblo por lo que cruzamos el mismo para coger una pista forestal que tomaremos a izquierda hasta la primera señalización, a unos 200m de la salida de las casas. A partir de aquí, seguimos las indicaciones que nos llevarán a las ruinas del Castillo árabe de Mauz, en una subida ligera y zigzagueante por la colina donde se sitúa.
Después de una pequeña charla con algunos corredores y de intentar acceder a la torre del Homenaje que habíamos leido en otras reseñas que se podía acceder (nosotros no llegamos a ver la forma de entrar a pesar de la pequeña escalada de Carlos por las ruinas del castillo) retrocedimos hasta llegar al collado donde se indica la continuación del camino hasta la Fuente de Castro. El camino bordea la colina por cara sur para llegar a esta zona recreativa donde paramos a almorzar. Aquí encontramos una gran fuente, mesas y hasta algún cartel antiguo de fiestas privadas. atención: en dias calurosos, esta parada es casi obligatoria. El área está montada en la zona umbría del barranco de Castro.

Remontando el barranco por el camino que sale detrás de la fuente, seguiremos por la ruta de las fuentes (nosotros no nos desviamos a ver las fuentes de Teula, Avellaner y Cantal) para coger el GR-36 que nos llevó al Mas de la Campana.

Desde aquí, el camino se convierte en corriol ascendente para llegar hasta el collado del Casalet donde nos desviamos del GR que bajaba hacia Alcudia de Veo, y tomamos el corriol que continúa recto. Pasaremos por las ruinas de un antiguo horno de cal y, desde aquí, ya entre los famosos alcornoques de Espadán que aún no se habían dejado ver, volvemos a ascender para llegar al Alto de los Órganos, con unas inmejorables vistas a los dos valles: a norte el del Castillo de Mauz y Sueras; a sur Alcudia de Veo y el pantano de Benitandús.

Desde el Alto retrocedimos unos metros para coger el estrecho sendero de bajada hasta los Organos de Benitandús. Desde los Organos la senda continua bajando en zigzag y llegamos a un desvío que tomamos por la izquierda para volver a Sueras. La senda atraviesa una zona de espesa vegetación hasta que salimos a una pista forestal que nos llevaba directamente al parking donde habíamos dejado el coche.

Una magnifica ruta de medio día para visitar las maravillosas vistas de la cara norte de Espadán.

Anuncios

Ruta a pie: Engolasters- Estany de L’Illa

Una de las razones más importantes por las que el Valle glaciar de Madriu fue declarado Patrimonio de la Unesco en el 2004 es por el estado de conservación en el que se encuentran todos los signos de supervivencia generaciones pasadas que vivieron en este valle desde hace más de 700 años y de cómo adaptaron los escasos recursos de la zona pirenaica para poder subsistir. Este valle, junto con el de Perafita y Claror, suman casi el 9% del terreno de este pequeño país y contrasta las verdes praderas de cultivo con las impresionantes laderas de las montañas que las rodean. El rio Madriu que recorre toda la ruta crea un depósito natural de agua termal de más de 60ºC, en Escaldes–Engordany.

Con esta descripción, teníamos que visitar sin duda este valle que apenas habíamos visto el año pasado al retorno de la ferrata de Roc d’Esquers. Así que Alexis, Albert y yo, cogimos la mochila después de haber dormido apenas 4 horas para recorrer los 22kms (ida+vuelta) que separan el estanque de Engolasters del Estanque de L’Illa a 2510m de altitud. Empezamos en el aparcamiento de Engolasters (1600m), por el camino dels Matxos, claramente identificado con marcas del GR11 que recorrerá todo el valle y que seguimos durante toda la excursión. Este camino nos llevó hasta Coll Jovell (1779m) en una clara ascensión empedrada. Coll Jovell es el punto de retorno de la ferrata que haríamos el domingo (Roc d’Esquers) junto con Luis, David de NKO-Extreme y Alexis y que toma el camino de les Bordes de Ràmio, la otra alternativa para adentrarse en el valle desde “La Plana” en la carretera de la Comella (Por cierto, para dormir, en la misma carretera se encuentra el Albergue de La Comella, muy recomendable)

Bajando al valle, caminamos en llano por el GR para llegar al refugio de Fontverd (1875 metres): este valle cuenta con 3 refugios libres no guardados muy bien acondicionados para dormir con tu saco. (Eso sí, sin colchón) y zona para picnic.

Seguimos por el camino de L’Orri que discurre justo al lado del rio en una ascensión que nos llevó hasta el Refugio de L’illa, desde se podían contemplar los diversos Estanys, en esta época muy reducidos de agua y donde disfrutamos de una parada para acercarnos al ganado que nos acompañó durante toda la excursión.

Al retorno, tomamos el Camino Comunal de Solà ya pasado el refugio de Fontverd, un corriol bastante más angosto que se adentra a media altura de la ladera de la montaña, entre sube-y-bajas para llevarnos a Coll Jovell de nuevo. (Habrá que tener cuidado en invierno ya que este camino puede ser propenso a sufrir aludes)

MAPA DE LA RUTA

Cursa de 2 Turons de Moià

Después de 2 meses de descanso de las carreras (con un breve parón para correr la Media Maratón de Valencia a pasillo de yaya) por fin me he decidido a reengancharme (Año nuevo, vida nueva… y tan nueva con el cambio de casa, trabajo y propósitos) al les “Curses de Muntanya”, este año con el objetivo de correr Medias por terreno no asfaltado.

Y para comenzar con buen pie, el domingo pasado dia 17 de Enero, me apunté a la Cursa de 2 Turons de Moià, famosa entre los corredores de ½ montaña y donde experimenté la extraña sensación de correr casi 11kms en barro resbaladizo J  Con 10,7kms, la cursa se presentaba con gente de bastante nivel (A juzgar por las apariencias, que en estas cosas no siempre es acertado), una temperatura aceptable y un recorrido interesante en cuanto a desnivel y, sobre todo, por mi desconocimiento del terreno y el estado de los caminos. Fue este tercer motivo el que hizo que una carrera, aparentemente normal, como las demás que ya había corrido, se convirtiera en un guirigai de paradas, acelerones, subidas por cuerda y resbalones varios:

La cursa discurre por corriols estrechos donde es casi imposible adelantar al que llevas delante. Ello, unido a la gran cantidad de barro y agua acumulados en dichos corriols y las pendientes de algunos de ellos, hacían que la gente corriera en fila india, parándose y haciendo cola para las subidas empinadas y tambien en las bajadas, donde más de uno cayó por resbalones. (He de decir que yo tambien casi me meto en un zarzal de cabeza por una bajada resbaladiza)  Tal y como me comentó Carlos después de acabar y comer chocolate con coca que ofrecieron a todos los participantes, los primeros bajaban literalmente volando.

En resumen, una buena experiencia para practicar en un terreno totalmente nuevo para mí, donde no cuenta tanto lo mucho que corras sino, más bien, la táctica que escojas para llevar la carrera, saliendo de los primeros para no hacer colas, aguantando las subidas de más pendiente y volando en las bajadas. Obviamente, el tiempo no lo tuvimos muy en cuenta .

Ruta Sadernes – St.Aniol – Salt del Brull

P1000431, originalmente cargada por Kikaapoa.

En Junio de 2009, realizamos una ruta de 4 horas de duración como alternativa a la escalada de Jordi y Carlos en Sadernes: visita a St. Aniol y El Salt del Brull.
Itinerario clásico y sin dificultad que figura en la mayoría de guías de la Alta Garrotxa, combina la caminata por una amplia pista forestal con corriols de montaña que nos llevarán hasta nuestro destino y a lo que sería el final del barranco de St.Aniol, uno de los más espectaculares de la zona y ampliamente transitado por su baja dificultad técnica y particularmente la belleza de su último tramo rapelable, el Salt del Brull.
(Os adjunto el link de nuestros compis expertos barranquistas: http://barrankos.blogspot.com/2008/04/gorgues-de-sant-aniol.html )
Especialmente indicada en verano por la cantidad de pozas en las que bañarse (Pero no demasiado buena si queremos realizar alguno de los barrancos de la zona, porque estarán secos), la ruta comienza en el camping de Sadernes. Hay que tener precaución con el tema del aparcamiento de los coches pues existen 4 aparcamientos que ya están llenos a las 9h, sobre todo en los días festivos y verano. Si no, puedes dejar el coche fuera pero la caminata se alarga entre 10 y 40 minutos dependiendo del parking donde dejes el coche.
Nosotros hicimos la misma ruta tanto para el paseillo del sábado como para la aproximación al Barranco de Les Canals que hicimos el dia siguiente y comenzamos desde el camping siguiendo la amplia pista forestal sin desnivel que avanza entre campos y la riera pasando al lado de las paredes de escalada donde Jordi y Carlos nos dejan.
En el Pont d’en Valentí, la ruta se bifurca y podremos avanzar tanto por el corriol bastante cubierto por vegetación pero sin desnivel de la izquierda del puente como por la pista forestal de la derecha (Ambos caminos acaban en el mismo lugar). Cruzaremos repetidas veces el rio e incluso tendremos que mojarnos los pies en varias ocasiones. A los 45′ aprox. habremos llegado a la pequeña presa de Gomarell donde la pista forestal se convierte en un estrecho sendero y bastante pedregoso que bordea la ribera encajonada entre altas paredes y desde donde el baño se convierte en el pensamiento único de cualquier visitante. (Para nosotras demasiado frio 😛 )
En unos 10 minutos desde la presa, se cruza un pequeño puente de madera que supera un paso de roca lisa (donde antes sólo habia una cuerda) y el camino comienza a alternar la tierra con la roca lisa de la riera, a la izquierda del rio y que nos llevará a una pasarela de madera en un engorjart, pasando al otro lado del rio. Pasados unas decenos de metros llegaremos a una zona con un importante cruce de caminos: el de la derecha se desviará hacia Beget mientras que nosotras continuaremos por el de la izquierda que comienza a empinarse notablemente.
No caminamos mucho más cuando, entre las sombras, aparece la Ermita de Sant Aniol con la única fuente de toda la excursión. Decidimos pues acercarnos a ver el Salt del Brull: a la izquierda de la ermita, cruzando una precaria pasarela de madera, continuamos nuestro camino siguiendo el cauce del rio y llegamos a un pequeño salto llamado el Gorg Fosc, donde nos hicimos un par de fotos después de una bajada del camino bastante resbaladiza. El tramo de este camino requiere bastante atención pues hay que caminar por encima de las piedras de la riera atravesando el cañon de la misma y esquivando las pozas y corriente de agua.
El final de nuestra excursión antes del retorno por el mismo camino será El Salt del Brull que desgraciadamente no pudimos ver porque las lluvias habían acaudalado el rio y teníamos que entrar dentro del agua para poder continuar. (Nos quedamos a sólo un recodo de la cascada y nos dió una rabia inmensa, por lo que tendremos que acercarnos a hacer el barranco y vivirlo 😛 )
MAPA DE LA RUTA

El Masnou – Ermita de Sant Mateu

Una ruta sencilla tanto para quienes simplemente quieren hacer una ruta de mediodia como para aquellos amantes del running de montaña que, como yo, nos levantamos a horas intempestivas para salir a correr sin aguantar los fuertes calores del verano.

El camino comienza en la playa de Ocata del Masnou (Nuestro punto de salida y de llegada, listo para darse un chapuzón a la vuelta). Cruzando la calle y las vias del tren por el paso subterraneo, comenzamos a subir por el carrer de la Mare de Deu de Núria en ligero ascenso llegando al final de la misma, que coincide con el paso de nuestra ruta por debajo de la Autopista del Maresme en un tramo con unos grados de mayor inclinación y de tierra (Foto 1) que coincide con la separación de las poblaciones del Masnou y Teià. Continuamos por la ancha acera de la avenida Conde Alba de Liste para arribar a una rotonda, tomando la tercera salida de la misma (Podemos bordearla por la izquierda ya que hay suficiente distancia de seguridad). Llegaremos a la calle José Roca Suárez-Llanos la cual cuenta con un paseo alzado a la izquierda de la calzada y uno de tierra a la derecha de la misma. Todo recto hasta el final de la calle, encontramos una rotonda que nos adentra en el Passeig de la Riera, una de las calles principales de Teià siempre en ligero ascenso durante1’5kms aproximadamente.

LLegaremos a una bifurcación donde acaba el paseo: a la izquierda encontramos el Torrent d’Aroles (Foto 2) y a la derecha, nuestro camino, que indica El VEDAT. Nosotros continuaremos las indicaciones del Vedat (En color verde) durante todo el camino por pista forestal.  La pista zigzaguea siempre en ascenso continuado hasta llegar a una bifurcación que será la última señal verde indicando El Vedat (Foto 3) y donde dejaremos la pista forestal en ascenso para llanear por un camino más estrecho.

Recorridos 2 kms desde que dejamos el Passeig de la Riera, llegaremos a la Font de les Perdius, por la que fluye el agua ligeramente. (Foto 4)  Sólo unos metros más adelante siguiendo el mismo camino encontramos el Refugio de la Ferreria del Vedat (Foto 5):  es la antigua ferreria de una pedrera donde se reparaban las herramientas utilizadas para la extracción de roca para la pavimentación. Igualmente, resulta un mirador precioso con vistas a las poblaciones de Teià, Masnou y más al sur, Barcelona.

Seguimos nuestro camino por las escaleras que hay detrás de la antigua ferreria y llegaremos a un pequeño “corriol” (Foto 6) que gira hacia la derecha que tendremos que seguir, siempre tomando la dirección de las indicaciones de “Teià” en verde (Foto 7) hasta encontrar una pista forestal, mucho más ancha, que nosotros tomaremos hacia arriba, a la izquierda. Será el mismo camino que tomemos para el descenso.

Continuamos ascendiendo por la pista que se vuelve más inclinada (Foto 8 ) hasta llegar a un cruce de caminos bastante ancho, donde se indica la dirección de “Cadira de Bisbe” y la continuación del Meridià Verd a la izquierda; nosotros tomaremos el camino hacia la derecha llegando así, pasados unas decenas de metros a la pistal principal (Vereis ciclistas subiendo por ella en dias festivos) y saldreis a un parquing con un camino que asciende ligeramente por la parte de detrás del mismo (Foto 9) que continuaremos hasta llegar a una planicie de cultivo de cereales divisando así una gran masía (Foto 10) en la parte derecha y lo que se intuye de la Ermita de Sant Mateu, a lo lejos, en la parte izquierda, más al sur. Siguiendo el camino flanqueado por árboles (Foto 11) llegamos a la Ermita (Foto 12). Buen momento para descansar y comer algo.

El camino de bajada comienza es el mismo que el del ascenso hasta llegar a las indicaciones de “Teià” (La pistal que habíamos tomado cuando veniamos de la Ferrería). Nosotros continuaremos hacia abajo en una pendiente bastante inclinada (Ojo con la bajada si estais corriendo, el camino es de tierra y con bastantes hojas y yo me esguincé ligeramente el tobillo) pasando por una fuente (Foto 13) y cuyo final desembocará en el Cementerio de Teià (Foto 14), volviendo de esta forma por el camino que sale directo al Passeig de la Riera que seguiremos en dirección el Masnou.

FOTOS

http://www.flickr.com/photos/41354351@N02/sets/72157621883729243/

MAPA DE LA RUTA

http://maps.google.es/maps/ms?hl=es&gl=es&ie=UTF8&oe=UTF8&msa=0&msid=108199054736667934483.000470c5bb596608abd84&ll=41.50922,2.324295&spn=0.085099,0.21904&t=h&z=13